Travel

¡Qué Aventura! Visitar St. Lucia

St. Lucia es un destino obligatorio para recorrer en taxi y descubrir, un paraíso por explorar que pocos conocen. Siendo esta una de las islas que más me animaba conocer por sus montañas como el Monte Gimieel punto más alto de la isla que se alza a 959 metros sobre el nivel del mar,  sus montañas representativas llamadas Pitons y su volcán llamado Qualibou que realmente no es un volcán, sino los restos de un volcán que hizo erupción y posteriormente colapsó hace 39 mil años.  Esto último siendo lo más que me atraía de la isla para bañarme en su famoso lodo.

Montañas Pitons

 Al llegar al puerto nos topamos con una gran cantidad de taxistas esperando la llegada de turistas, en ese momento decidimos optar por un recorrido en español en taxi al volcán y las playas, para no tener que esperar y salir rápido nos unimos a un grupo de 6 personas que no conocíamos,  pero como todo taxi turístico hasta que no se llena no sale. Y solo faltaban 2 personas, “nosotros”, así que por $30 dólares cada uno nos llevarían a conocer el volcán, los baños de lodo y sus playas. “Vámonos que es tarde”. Claro que planifique el viaje, “sí los lugares que quería visitar” pero en ningún lugar leí que el camino era de 2 horas por carretera.

Durante la noche saque un tiempo para leer las recomendaciones que me hacia el Crucero al visitar St. Lucia, destacando que tenía varias advertencias en su mayoría decía que no se recomendaba para menores de 11 años, adultos mayores de 60 años o personas propensas al mareo, bueno estaba ya orientada y sabía que esperar, pero las personas que iban en el taxi con nosotros parece que no leyeron y adivinen… Las calles son pequeñas con curvas intensas y recorrido escabroso para aquel que no está acostumbrado a las curvas y a recorrer distancias tan largas en auto, te aseguro que será un problema. En mi caso y el de mi esposo vivimos en campo para llegar a un centro comercial tenemos que manejar 30 minutos o más y no todo es autopista así que le camino no estuvo mal. (En Puerto Rico lo puedo comparar con una mezcla de la Carretera #10 y Guavate). Todos en el taxi se marearon comenzando por los niños entre las edades de 8 a 10 años y luego le siguieron los adultos, la mayor parte del viaje la pasamos parando para que todos vomitaran, en el caso de nosotros no tuvimos problema alguno.

Rotulo en calle (indica curva pronunciada)

Ya en el volcán Qualibou, debes pagar la entrada, tú decides si compras un combo de volcán y baño de lodo por $13 dólares o puedes comprar las atracciones por separado. Te cuento que fuimos los únicos que bajamos del taxi para disfrutar de las atracciones, el área del volcán tiene un olor nauseabundo a azufre (algo así como a huevo podrido) que para muchos puede ser insoportable y más si tienes mareos y vómitos.

Tengo que decir que esperaba un poco más, algo así como entrar dentro del volcán pero más allá de una baya de metal, veras el lodo burbujeante  y el vapor que produce, si estas corto de tiempo no te perderás de mucho si decides no visitar esta atracción.  El área no es apta para personas en silla de ruedas o con poca movilidad, aunque el camino no es largo (4 minutos caminando) en su mayoría son escaleras y una subida corta pero empinada.  Ya en el área  más cercana al volcán los guías cuentan las historias del volcán, los beneficios de su lodo el cual promete rejuvenecerte 20 años. Le recomiendo que esta parte la hagan rápido porque el área es pequeña y pueden perderse mucho tiempo que necesitaran para bañarse con el lodo.

Vista desde área de recorrido turístico, Volcán Qualibou.

Vista desde área de recorrido turístico, Volcán Qualibou .

Una vez terminamos el tour que por cierto es en inglés, era hora de ir a los baños de lodo. Como ya saben los “amargados” turistas que venían con nosotros solo bajaron al baño y volvieron a subirse a la “Van”, eso representaba un poco más de prisa para nosotros así que decidimos caminar un poco hasta llegar al área del lodo. En ese momento el taxista nos dice que ya no quedaba tiempo por que el resto del grupo deseaba regresar al barco. Como ya habíamos pagado las taquillas el nos dio la oportunidad de entrar a los baños termales. “A eso fui, como que no podía bañarme con el lodo después de 2 horas de camino”.

Caminata hasta Baños de Lodo

Más adelante te cuento como fue la experiencia del bañarse con el lodo oloroso. Un secreto, para aquellos que padecen de acné como yo, y toda su vida se han bañado con jabón de azufre el olor para nada le molestara.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *